27 enero 2015

MONTE RUSHMORE & MEMORIAL CABALLO LOCO

J.J.D.R.
Y se fue tallando el granito hasta que la piel de la montaña se transformó en una fotografía conocida, revelando cuatro rostros de enormes proporciones de firme rictus, que modificaron para siempre la faz natural de valle, que pasó a ser desde entonces vigilado de cerca por la memoria pétrea de aquellos que gestaron el inicio de los EE.UU. de América.

MONTE RUSHMORE Foto www.vanitatis.elconfidencial.com
El Monte Rushmore es posiblemente uno de los iconos más representativos de los Estados Unidos de América. Está ubicado en Keystone en el Estado de Dakota del Sur, y la superficie de lo que hoy día es el Memorial Monte Rushmore abarca los 5,17 kilómetros cuadros. En una de las escarpadas paredes del monte, fueron tallados los rostros de los presidentes George Washington, Thomas Jefferson, Theodore Roosevelt y Abrahan Lincolm, como representantes de los primeros 150 años de historia del país.

Foto www.boschce.es
Para tan importante reconocimiento, era necesario emplearse a fondo y crear, a ser posible, una obra que se convirtiera en algo más que un monumento, y más que una obra de arte…se buscaba erigir un icono que definiera la grandeza de un pueblo. Para tal empresa se confió en el escultor estadounidense Gutzon Borglum, quien se había especializado en su carrera en todo lo referente al mundo norteamericano.
Gutzon Borglum, hijo de inmigrantes daneses y nacido en 1867 en St. Charles, lugar cercano a Bear Lake en Idaho, comenzó a horadar el granito de la montaña un 4 de octubre de 1927. Su ardua tarea, precisó la ayuda de más de 400 trabajadores, quienes pertrechados de picos y anclados a andamios y cuerdas, se enfrentaron a la pared rocosa a 152 metros de altura.

GUTZON BORGLUM Foto www.sahearttofinnovation.com
Bajo la atenta dirección de Gutzon, durante 14 años se fue dando forma a los afamados rostros, picando narices de 6 metros de largo, bocas de 5,5 metros de anchura, y ojos que miden de un extremo a otro 3, 4 metros. La altura de cada cabeza es de 18 metros. El escultor, buscando la manera de replicar en las pupilas de los rostros la mayor vivacidad posible, halló la manera de emitir luz en los ojos gracias a la propia naturaleza de la montaña, dejando sobre cada pupila una veta de granito de 56 centímetros para que la luz que reflejara sobre ella le confiriera mayor viveza a los rostros.

Foto www.archive.cyart.org
En el museo que se encuentra dentro del Memorial, se pueden apreciar las herramientas utilizadas para la obra, así como las maquetas en yeso que Gutzon Borglum talló antes de emprender la obra.

Foto www.archive.cyart.org
Gutzon no llegó a ver concluida su magna obra, la cual en un principio estaba diseñada para mostrar las esculturas hasta la cintura, pues falleció el 29 de marzo de 1941, apenas unos meses antes del 31 de octubre de 1941, fecha en la que se inauguró el monumento. Fue su hijo Lincoln Borglum, quien había formado parte en las labores de construcción, quien tomo las riendas del proyecto y acabó la obra iniciada por su padre.

Foto www.sobrefotos.com
Las actuaciones de restauración del emblemático monumento son cotidianas, representando un arduo trabajo que requiere de especialistas en altura que se encargan de quitar líquenes y suciedad que se impregna en la roca, aunque la mayor tarea en este sentido, se llevo a cabo en el año 2008 por parte de la empresa Alfred Karcher GMBH8 Co. utilizando grandes chorros a presión para limpiar los rostros.


El lugar elegido para llevar a cabo la construcción del monumento, represento no pocos problemas para los implicados en el proyecto, pues el monte Rushmore forma parte de las Montañas negras, lugar sagrado para los indios Lakota, habitantes de esas tierras desde tiempos inmemorables. De hecho, en un principio, se sugirió la idea de representar en la pared del Rushmore a los afamados, aunque alguno no tan noble, héroes de la conquista del Oeste americano. Sin duda la elección final, fue la mejor posible, ya que hubiese sido una herida muy dura en la memoria y en la tierra de los indios norteamericanos.

Foto www.globeholidays.net
De hecho, hasta que leí sobre ello no hará mucho, desconocía la existencia de un proyecto que está en construcción en la actualidad y que trata de dignificar y llevar también a las alturas la memoria de los indios Lakota; pues a pesar de que la historia siempre la escriben los vencedores, la huella indeleble de los más débiles existe, y a mí me encanta descubrir su valía.
Korczak Ziolkowski nació el 6 de septiembre de 1908 en Boston. Sus padres, de origen polaco, fallecieron cuando Korczak solo tenía un año de edad, por lo que su infancia la pasó en casas de acogida. Dese muy pequeño mostró grandes habilidades para las artes, y la escultura le maravillaba. Ya convertido en un reconocido artista, en el año 1939 recibe una carta que le cambiaría la vida. 

KORCZAK ZIOLKOWSKI Y GRAN JEFE LAKOTA
La inesperada misiva, llegaba de la mano de un anciano jefe Lakota conocido como Henry Oso Erguido, que residía en la reserva india de Pine Ridge en Dakota del Sur. En su escrito, el jefe indio le mostraba su disconformidad con la ejecución del proyecto en el Monte Rushmore, al entender que si había que hacer algún tipo de homenaje en su sagrada tierra, este debía ser hacia alguien de su pueblo, y dejaba constancia de que no hablaba en nombre propio sino en palabras de otros muchos ancianos jefes sioux de la región. “Nos gustaría que los hombres blancos entiendan, que nosotros los pieles rojas también tenemos nuestros grandes héroes”.

MEMORIAL CABALLO LOCO Foto www.locuraviaje.com
La propuesta del anciano indio era erigir en un lugar de las montañas negras la escultura más colosal de toda la Tierra. Y para tal proyecto pensaron en Korczak por su habilidad y familiaridad con la zona. El proyecto entusiasmó de inmediato al artista, y mantuvo durante tiempo reuniones con grupos de los principales jefes indios de la zona, en las que conoció a Ruth Ross quien terminaría siendo su segunda esposa.

Foto www.noticiasineditas.com
 Pero el proyecto se paralizó debido a la entrada de los EE.UU. en la segunda guerra mundial, donde Korczak participó activamente en la playa de Omaha en el desembarco de Normandía resultando herido.

KORCZAK JUNTO A MAQUETA Foto www.s9.com
Durante un largo periodo, meditó sobre qué escena podría representar, decidiéndose por una muy especial nacida de un relato que llegó a sus oídos. Contaba el relato cómo un comerciante se mofó del gran jefe sioux Tasunka Witko más conocido como Caballo loco cuando prácticamente toda su tribu terminó confinada en reservas, y riéndose desafiante le preguntó ¿Dónde están tus tierras ahora?, a lo que Caballo loco, tras mirar al horizonte y señalar con su brazo extendido por encima de su montura contestó – “Mis tierras están donde yacen mis muertos”

CABALLO LOCO Foto www.imagui.com
Korczak tenía su escena. Y sobre el saliente de 200 metros de una de las sagradas montañas negras, apenas a 13 kilómetros de la colosal obra de Gutzon en el Monte Rushmore, un 3 de junio de 1948 procedió a detonar las primeras diez toneladas de dinamita para despejar el terreno. En aquella primera jornada, asistieron centenares de personas, entre los que estaban cinco de los nueve supervivientes de la batalla de Little Bighon del 25 de junio de 1876.

Foto www.abc.es
Durante su primer periodo de construcción extendió una red de tuberías de 620 metros de longitud por la que trasportaba el combustible necesario para abastecer los martillos neumáticos. A medida que ascendía en altura, elevaba bajo él una intrincada amalgama de tableros de madera a modo de escalera que llegó a alcanzar los 741 peldaños, convirtiéndose en un verdadero problema cada vez que, estando en las alturas, el compresor se apagaba y tenía que bajar para volver a encenderlo. Solía contar que, este desafortunado imprevisto, le ocurrió en una sola jornada 9 veces consecutivas. Posiblemente estaréis pensando, ¿y es que no había nadie que pudiera hacer esta labor?, pues no, trabajó sólo durante muchos años.

Foto www.crazyhorsememorial.org
En las décadas de los años 70 y 80 logró dar forma al rostro de Caballo loco, aunque la obra se ralentizaba mucho al rechazar cualquier tipo de financiación estatal o gubernamental. Además sufrió dos infartos que le mantuvieron apartado de la faraónica obra durante largos periodos de tiempo. 

Foto www.20minutos.es
Korczak murió trabajando en su escultura en 1980 a la edad de 74 años. De antemano, sabía que no podría ver terminada su escultura, y dejó a su mujer y sus diez hijos instrucciones detalladas de cómo dirigir la fundación sin ánimo de lucro y poder terminar la obra algún día.

Foto www.dnevno.hr
Cuando en un futuro, espero no muy lejano, la figura de Caballo loco señalando el horizonte esté terminada, se convertirá en la mayor montaña esculpida de la Tierra. La estatua tendrá 195 metros de ancho por 172 de altura, y solo la cabeza del guerrero sioux se elevará 27 metros en las alturas. El complejo escultórico contará con el museo del indio americano y están previstas zonas de interpretación del entorno junto a varios centros de ocio. En mayo de este mismo año 2014 murió su esposa Ruth a la edad de 87 años. Ahora, La fundación recae en manos de sus hijos, que poco a poco, trataran de ver finalizado el sueño de su padre y de su madre, y con ello poder honrar la memorable memoria de los indios norteamericanos.

Aportes y Datos:
Página oficial memorial caballo loco
http://crazyhorsememorial.org/
Tectónica blog
http://tectonicablog.com/?p=21349
Wikipedia
http://es.wikipedia.org/wiki/Monumento_a_Caballo_Loco
http://es.wikipedia.org/wiki/Monte_Rushmore
http://en.wikipedia.org/wiki/Korczak_Ziolkowski
Abc
http://www.abc.es/tecnologia/redes/20140812/abci-bitacoras-estatua-caballo-loco-201408112110.html






26 comentarios:

  1. Hola Jorge, por no variar me ha encantado esta entrada; tal vez hoy no sé a mi manera de entender un poco más histórica , o es que yo , me he parado con mas detenimiento, pues desconocía la montaña de caballo blanco, ojalá se termine pues los que no han ganado una guerra , sea cual sea no significa que hayan sido derrotados, pues en la lucha de la libertad está la verdadera victoria
    un placer
    abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te gustase. Pienso que es de merecido reconocimiento que se conozca no solo la parte escultural que nos han vendido como única, sin quitar un ápice de mérito a tan descomunal monumento, pero creo de recibo destacar que muy cerca, también se está alzando un memorial en nombre de aquellas gentes que son en realidad la verdadera raíz de esa tierra llamada Norteamérica.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Gracias, había leído algo sobre las dos montañas pero así contigo es mas ameno. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues un placer sentir que sirvió para refrescar conocimientos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Olá meus amigos, como é maravilhoso encontrar sites com este seu. Parabéns pelo belo trabalho, já estou seguindo.
    Aproveitando a oportunidade gostaria de compartilhar com você nosso
    blog. Ficaremos felizes por vossa visita e mais ainda se seguir-nos.

    AGUARDAMOS SUA VISITA

    Atenciosamente

    Josiel Dias
    http://josiel-dias.blogspot.com
    Rio de Janeiro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un placer tenerte por aquí, este sendero que discurre alrededor de nuestro mundo, se engrandece con nuevas huellas amigas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Hola Jorge, no conocía la historia de las famosas esculturas de los presidentes norteamericanos y me ha gustado saberla, pero mas me ha gustado la de los indios Lakota que creo que están en todo su derecho de tener también sus esculturas y por supuesto el reconocimiento, no conocía que existiese la montaña con el rostro de Caballo Loco, me imagino que por lo de siempre, pero ojala ahora los hijos de Korczak sigan y terminen el sueño de su padre, ya que tiene que ser bien bonita la escultura una vez terminada, una vez mas, gracias amigo por ilustrarnos con esta bonita entrada.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida amiga, estoy convencido que cuando esté terminada la escultura de caballo loco será algo magistral y descomunal, que sin duda se convertirá en icono de los pueblos que tan cruelmente fueron desalojados de sus ancestrales territorios.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  5. Querido Jorge sabia de la existencia de la primera, pero no de la segunda y la historia es fascinante y es una manera de hacer cierta justicia a quienes vieron como eran alejados y confinados fuera de las que eran sus tierras.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así lo creo yo amiga. De hecho, pensé en repartir la entrada en dos para no alargar en demasía el artículo, pero creí conveniente que ambas estuviesen unidas y así poder contemplar dos puntos de vista diferentes.
      Sierpe un placer tenerte por aquí. Abrazos.

      Eliminar
  6. Por fin, llego a conocer la historia de esas famosas esculturas y no sólo admirarlas por lo que la inmensa mayorìa de las personas las conocemos y que no es otra cosa que la gran película de Alfred Hitchcock, "Con la muerte en los talones".

    Se agradece enormemente la aportación que haces rescatando estas historias, porque es un granito más en esa montaña cultural que todos deberíamos tener en nuestra memoria.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado amigo, tienes mucha razón, la popularidad del lugar subió como la espuma cuando salió en el celuloide. Pero más allá de la pura escena en la roca, siempre siento curiosidad por conocer qué hay detrás de tan enormes construcciones y su significado. Quizá la de caballo loco sea mucho menos conocida, pero cuando esté acabada posiblemente se convierta en un icono más de esta parte de la historia Norteamericana.
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Magistral lección de historia americana que hace que entrar a tu blog sea una hermosa manera de aprender, por sus letras y sus fotos siempre repletas de vida.
    Debe ser un lugar maravilloso este monte, con su grandiosidad y armonía en sus medidas. Otra cosa más aprendida en tu blog. Gracias. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimo enormemente tus palabras, que agradezco de corazón a pesar de entender que sobrepasan mi humilde condición de simple curioso empedernido. Te mando un abrazo grande.

      Eliminar
  8. Si que conocía algo sobre el monte Rushmore aparte de su historia por que jajjaaj es la caratula de uno de los discos de Deep Purple.
    Lo que no sabía era lo de la efigie de lo de los indios Lakota y la verdad es que me ha parecido muy cierto que solo se hiciese para los "vencedores".
    Un buen trabajo y unas fotos superchulas de ambas partes querido amigo.
    Abrazotessssssssssssssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda la música y la publicidad de grandes grupos ayudan a conocer también parte de la historia. La escultura de caballo loco es menos conocida. y espero poder vivir para verla terminada, aunque parece que los fondos llegan a cuentagotas ya que no aceptan dinero gubernamental.
      Un abrazo amigo.

      Eliminar
  9. Hola Jorge ! Pues aunque siempre quise saber la historia del monte Rushmore y sus enormes esculturas de piedra , nunca me puse a ello y ahora que tu nos la cuentas me ha gustado mucho descubrirla y sobre todo la que corresponde a la de los Indios Lakota , que siempre se escuchaba la versión de los americanos pero no la de ellos , cosa que siempre me ha molestado porque admiro bastante la vida y la filosofia de vida que tienen .
    Gracias siempre por tus actualizaciones que me hacen conocer cada vez más historias apasionantes de nuestro Mundo ! Un abrazo grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es amiga, como norma general, la versión que pasa a la historia es aquella que atañe a los vencedores, y no la que duerme en el regazo de aquellos que fueron expulsados y aniquilados. Por ello creo que es justo homenajear a un artista que decidió poner en lo más alto la figura visible de los indios Norteamericanos.
      Un abrazo amiga.

      Eliminar
  10. Hola jorge , una bella historia donde por fin se reconocen los derechos de los indios pieles rojas , en cuanto a los rostros de los presidentes americanos , son una verdadera maravilla , y un trabajo muy laborioso , pero muy bien hechos ; te doy mi enhorabuena , por está entrada .
    Te deseo un feliz fin de semana , besos de flor.
    Pd , ahora ya no soy florcita jajajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ambas esculturas monumentales son increíbles. Lógicamente, los cuatro bustos están terminados y se encargan de conservarlos adecuadamente. Solo falta que se termine la obra faraónica de caballo loco para que pueda competir en colosal grandeza.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  11. Los Estados Unidos de Norteámerica está formado por inmigrantes, sus descendientes que poco a poco fueron poblando y haciendo una gran nación, los verdaderos y originarios nativos del país, fueron esos indios a los que haces referencia, indios que muchas tribus fueron diezmadas en combates desiguales y que solo los asistía el valor y el amor a sus tierras, hoy quedan en E.U. sus asentamientos,reservas donde guardan sus tradiciones, su forma de vida, donde son reconocidos como los primeros habitantes del país, y gozan de privilegios merecidos.
    Impresionante es la obra donde se muestra a los primeros presidentes del país, e impresionante será la de Caballo loco mirando al horizonte una vez terminada y es que siempre hay hombres que de su mano se dibuja la historia.
    Así como la tuya con tus entregas, querido Jorge.
    Disculpa mi demora, pero ya sabes ando un poco alejada, pero estás presente.

    Abrazos muchos y una linda semana por comenzar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lamentablemente, desde que el hombre descubrió las herramientas para doblegar a sus semejantes, comenzó a poner fronteras a una tierra que no pertenece a nadie por el único fin de alcanzar poder y derrocar aquello que desconoce y teme. Como bien dices, aquellos amerindios primigenios disfrutaban de la libertad que les ofrecía sus tierras salvajes, en la que vivían en plena armonía con su entorno. Qué menos se podría pedir, que ver acabada esa apasionada escultura enorme que representará la tan denostada historia de sus originales habitantes.
      Un fuerte abrazo amiga.

      Eliminar
  12. Cuando esta obra monumental esté terminada. Será más grandiosa su historia. Es lo que se merece Caballo Loco, sus ancentros y su descendencia. Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy convencido de ello. Muchas gracias Marisol por tus palabras y visita. Un abrazo.

      Eliminar
  13. Wooo! Esto es maravilloso, la historia de por sí deslumbra con sus acontecimientos,cuando estaba más pequeña recuerdo haber escuchado sobre Caballo Loco y hasta ahora lo vengo a recordar, de verdad que es muy inspirador todo esto.
    Muchas gracias por compartir.
    Ahora me pondré a buscar cómo va la construcción de Caballo Loco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un placer saber que mi humilde aporte despertó en ti recuerdos de la infancia.
      Regresa cuando lo desees, un fuerte abrazo.

      Eliminar